es
en

Contenido que no es leído, contenido que se da por perdido

Publicado el 17/09/2018

Contenido que no es leído, contenido que se da por perdido

No hace falta decir que las redes sociales son, actualmente y ya desde hace años, un canal prioritario en cualquier estrategia de comunicación. El 42% de la publicación mundial utiliza activamente las redes sociales para interaccionar con el mundo, de acuerdo a los últimos datos recogidos en el informe elaborado por Hootsuite y WeAreSocial. Entre todas ellas, Facebook sigue siendo el líder entre las redes sociales con más usuarios del mundo. Más de 2.000 millones de usuarios tienen cuenta en esta red social.

Eso significa que, sea cual sea nuestra marca, vamos a poder alcanzar a nuestro consumidor a través de las redes sociales. Pero… ¿cualquiera sirve? Por supuesto que no. ¿Todo sirve? Evidentemente, no.

El primer paso debe ser siempre definir nuestra estrategia. Y si vamos a trabajar en Redes Sociales hay que diseñar un plan de Social Media que nos permita elegir los mejores canales, optimizar nuestros recursos, diseñar los contenidos de acuerdo a nuestra audiencia y darles visibilidad entre toda la comunidad. Antes de pasar a la acción, investiga las redes sociales para saber en cuál está tu público objetivo. Una vez seleccionas las más adecuadas, no basta con publicar posts periódicamente, hay que trabajar en un plan de acción que nos permita mover los contenidos y aumentar su interacción.

¿Ya has elegido en qué Redes Sociales quieres estar? Empieza a trabajar en un plan de acción que dé visibilidad a los contenidos.

Prepara tu calendario de contenidos

Los calendarios de contenidos nos ayudarán a planificar los contenidos y el ritmo de publicación. Prepara un calendario a mes vista, marcando qué días vas a publicar en cada red social, de esta manera podrás tener una panorámica general de tu plan de difusión. Prepara los textos e incluso las imágenes, pero deja siempre un espacio para la improvisación. Estar pendiente a las tendencias y sumarte a ellas te ayudará a que tu contenido tenga más repercusión.

Dedica tiempo a trabajar los copies y las imágenes, adaptando el contenido a la red social en la que se vaya a publicar. Está probado que los tweets con imágenes reciben un 18% más de clics que los que no llevan imagen. En Twitter o Instagram, además, podemos publicar varias veces al día y es recomendable utilizar hashtags o menciones para un mayor alcance.

Facebook, sin embargo, anunciaba recientemente un cambio de algoritmo que premia a las páginas de empresa que no publican mucho y a las que consiguen que los usuarios permanezcan un largo período de tiempo en ellas. Este algoritmo afecta al alcance orgánico de las publicaciones de las fanpages, que, ahora más que nunca, tienen que trabajar un plan consistente de contenidos para incrementar la visibilidad a sus posts.

Apóyate en referentes del sector

Según el Informe Anual sobre Redes Sociales, presentado por IAB Spain, el 85% de los usuarios siguen a influencers en sus redes sociales. De ellos, el 29% declara que lee y comparte la información publicada por los líderes de opinión, sobre todo en lo referente a temas de actualidad, sociedad, política y moda.

Así, mencionar a referentes del sector en las publicaciones te ayudará a dar más visibilidad a los contenidos y motivará, en muchos casos, que éstos los compartan desde sus propias cuentas, maximizando el alcance de nuestros posts.

Amplifica la difusión de tus contenidos con una campaña paid

Cuando hablamos de ads, no nos referimos únicamente a un anuncio o promoción sobre nuestra marca. Los Social Media Ads pueden ayudarnos a aumentar la difusión de los diferentes contenidos que publiquemos en nuestros canales, para que lleguen a un público más amplio, seleccionado por segmentación, más allá de los propios seguidores o fans de la página.

La publicidad en Facebook o en Twitter es bastante económica – puedes limitar tu inversión en función del presupuesto global de la campaña y los objetivos marcados – y funciona muy bien para dar visibilidad a los posts entre nuestro target. Una buena estrategia es publicar los posts en orgánico y, si se detecta que la interacción es buena, darles un push con presupuesto para que su alcance sea mayor y generen tráfico a tu página.

En LinkedIn, la publicidad es un poco más cara, pero, si el proyecto es B2B, se convierte en la mejor manera para alcanzar a nuestro target.  En cualquier caso, es fundamental que nuestro post no se perciba como un anuncio publicitario. Los usuarios no quieren ver un producto en su página de Facebook o Twitter; hay que crear contenido de interés.

Difusión a través de grupos

Por último, no nos olvidemos de los grupos de Facebook, de LinkedIn o de Google +, que funcionan muy bien a la hora de llevar tráfico hacia la cuenta de tu marca. Busca los más relevantes de tu sector, pide admisión y, cuando te hayan admitido, difunde los contenidos de tu página que puedan resultar de interés a los miembros del grupo. Aquí, es importante trabajar mensajes personalizados y adaptados a la temática, así como limitar la frecuencia de publicación para que el resto de usuarios no perciban tu contenido como spam.

Otra alternativa es crear grupos propios en las Redes Sociales. Busca algún tema que no esté muy explotado – hoy en día, todo está creado -, crea tu grupo e invita a tus contactos a unirse y a compartir contenidos en él.

Lo más importante cuando estás construyendo tu presencia en redes sociales, es darte a conocer y ganar visibilidad entre tu público objetivo. Teniendo en cuenta estos consejos, trabaja un plan de Social Media alienado con tus objetivos, con contenidos afines a los intereses de tu target, que sean visibles para ellos y que capten su atención. Like!

Ana Aguilar es Consultora en Evercom Life, la división de Consumo y Salud de Evercom.

Comentarios